“Lo que hayas construido durante años puede que sea destruido en una noche, de todas maneras construye”

La gente quiere ser buena, el ser humano es bueno, todo podría ser perfecto, pero ante situaciones extremas de pobreza, miedo, dolor físico o emocional, ante situaciones para nada normales y que nos atormentan, entonces ya no somos buenos, solo somos seres vivos que luchan por seguir siéndolo, por seguir viviendo, y en casos así, pues ya no te puedes fiar de nadie.

No quería caer en hablar de la muerte del personaje célebre que la semana pasada murió, no soy fan suyo, no me gustan muchas cosas de él, y creo que ya nací tarde para hacerme fan con la manada, yo por mi parte no soy muy buena para encontrar música.

La cosa es que ahora el primer niño que lo acusó de abuso sexual y que le sacó 22 millones de dólares, dice que todo es mentira, que su padre le obligó a decir eso porque eran pobres, ahora tiene 26 años. Creo que ya si que se le puede llamar adulto, creo que desde hace mucho tiempo sabe cuales fueron las consecuencias de aquello, no sigue siendo un niño, ni mucho menos y el echo de que exactamente ahora diga que todo es mentira, le culpa de lo que no se le pudo culpar cuando era menor y su padre le obligó a que mintiera, lleva demasiado tiempo siendo adulto, y demasiado tiempo con una culpa que debería cargar para siempre, como para decirlo ahora.

Aquello arruinó la vida de este personaje célebre, y abrió la veda a una suculenta recompensa si eras capaz de que invitara a tu hijo a su súper genial parque de atracciones. Así que por supuesto, le siguió otro caso.

Vergonzoso, es ser capaz de explicarle a un hijo lo que es sexo oral, que mienta sobre eso, que le expliques detalles para que no sea atrapado en una mentira, solo por dinero, que no te preocupe el daño que puedas hacer, que todo se vea excusado porque necesitabas dinero, que duermas bien por la noche cuando sabes, que has hecho daño a alguien que solo fue cortes.

Que aceptes una suma deshonrosa de dinero, pasando de pobre a millonario, millonario de dólares.
Impresionante.

Saludos,
YoMisma

P.D: Sé que resulta infantil sorprenderse por esto, sé que la vida es así y estas cosas pasan, no lo puedo evitar. Espero no estar nunca en la situación de tener un precio. No me gustaría conocerme, si es cierto que nadie se puede resistir.