Una Afortunada

Si, lo soy, soy una de las afortunadas que a día de hoy puedo vivir de alquiler.

Esta frase que parece un poco extraña, puede que sea una realidad en muy poco tiempo, además como característica excepcional, encima tengo un perro, lo que viene a decir que ningún casero nos quiere.

El tema de las normas de conductas básicas en una comunidad de vecinos me trae de cabeza, nunca pensé que la gente pudiera llegar a esos puntos de poca consideración con el resto de la gente.

Ayer recibí una carta de la comunidad de vecinos diciendo que se habían estado produciendo quejas sobre la gente de mi bloque, y recordándonos (la mandaron a todo el bloque) cuales eran las normas de convivencia que había que respetar de la comunidad, no hacer ruidos, no tirar basuras y recoger los residuos de los perros.

Cada vez que en una carta de esta índole viene la palabra perros, me pongo mala, me gusta mi casa y quiero a Mascota, nos comportamos bien para que nadie tenga quejas de ella, pero todo el trabajo se viene al carajo si hay otros personajes que pasan de recoger lo que su perro haya podido hacer en el portal, como no hay testigos de la fechoría, al final pagamos justos por pecadores, más contenta.

Me acerqué a hablar con el portero, para que me dijera si alguien había expuesto una queja sobre Mascota, y me dijo que no, que era todo muy general, y que no se sabía quien podía ser, de todas maneras la carta que recibí, por lo que me enteré, pretendía también corregir otros comportamientos en los vecinos.

Cosas como, no sacudir los manteles por la ventana (0_0 impresionante) y no chillar a determinadas horas. Por lo visto hay vecinos en esta mi comunidad, que ve como una salida válida, tirar los residuos por la ventana, miguillas, pelos y demás cosas que son tan engorrosas de manejar y barrer.

Y estos son los casos de gente "limpia", evidentemente los hay peores...

Sigo en estado de shock.

Saludines,
YoMisma

23 comentarios:

maba dijo...

es increíble que tengamos que llegar al punto de avisar de estas cosas ...

peeeero no puedo dcir nada, ayer empecé a jugar con mi hija al juego del silencio "a ver quién sube las escaleras haciendo menos ruido" .. te puedes imaginar por dónde van los tiros...y es verdad, es muy molesto que la nena berree con semejante eco..

besos

Jo Grass dijo...

No me extraña que estés en ese estado. Yo lo padezco a diario con mis vecinos. Vivo en un entresuelo que tiene un patio ( lo mejor, porque el resto del piso es un pasillo, así que prácticamente vivo en el patio si el tiempo me lo permite), pero los vecinos me tiran a diario todo tipo de cosas, desde corazones de melocotón mordidos hasta pasta de fideos...y las cartitas amenazadoras con todo tipo de estupideces comunitarias: me molesta el ruido de su lavadora, quién se tira pedos por la noche o mueve mobiliario etc, me llegan cada semana. Hay que joderse!

Besos

Yandros dijo...

Te comprendo perfectamente. Nosotros tenemos dos perros y dos gatos. No vivimos en un bloque, somos unas pocas casas adosadas que comparten una piscina y nos llevamos bastante bien, aunque con el tema animales no se permite sacar a los perros a la zona de la piscina. Me parece bien, hay gente que tiene niños pequeños que pueden asustarse aunque mis perros son muy buenos y dóciles. El problema principal es que los perros se "caguen" en el césped. De vez en cuando hay alguna cagadita de alguien que lo ha sacado y entonces se crea debate. Pero lo tengo claro; una vez les dije; venid a mi patio un momento.
Y les enseñé la diferencia entre las cagadas de mis perros, un pastor alemán y un labrador, y las de los demás vecinos, todos perros pequeños.
Así les quedó claro que cuando alguna "cagada" sea de los míos, se sabrá al instante porque son diez veces más grandes que la delos demás jajaja.
PEro no nos podemos quejar, vivimos en paz y armonía para las guerras vecinales que ahi por ahi

Winnie0 dijo...

Como tú dices es ALUCINANTE. La gente no sabe dónde están los límites...¡qué fuerte! Besos
(lo del mantel por la ventana no lo he entendido nunca)

Anna dijo...

Que alguien tenga que recordarte cosas así es alucinante... Pero tú tranquila, que ya ves que la cosa no va por ti ;)

Besos!!

Martha dijo...

En mi edificio, hay "alguien" que cada vez que se pone un cartelito sobre cualquier tema en el portal para avisar a los vecinos, va con su rotulador y escribe: "Perros no".

No se muy bien a cuénta de qué...porque si bien es cierto que somos muchos vecinos los que tenemos perro, es un hecho que pasa totalmente desapercibido. Nunca he visto caquitas en las zonas comunes (ni siquiera en el jardín del edificio), nunca he oído ladridos (ni a altas horas de la noche, ni durante el día), nunca se me ha puesto agresivo o pesado algún perro que me haya cruzado y siempre, siempre, van atados.

Algún día me llevaré yo también mi rotulador y se va a enterar ese "alguien" de cómo se dejan mensajitos hirientes de verdad! Coñe, ya!

Por lo demás, pues como en todos los vecindarios, hay rifi rafes y problemillas aquí y allá...pero tampoco he visto nunca que tiren las migajas por el balcón, ni nada por el estilo! Jeje!

1 besazo!

La Queli dijo...

Por eso yo me he cambiado a una casita sola, que no me preocupo por los vecino, que era agotador tener que torear a diario con gente de toda índole y creyendose estar con la razón, solo por ser propietarios.... hasta que en un incendio, los que presumían de pasar de seguros de vivienda pretendieron que los que sí pagábamos el seguro, estafásemos a los nuestros para cubrirles la chapuza a ellos.... Me puede semejante desfachatez, por que encima, nos volvimos los apestados por no querer estafar a nuestro seguro, que según ellos eramos unos insolidarios.... HAY QUE JODERSE con algunos....

Inagotable dijo...

Con ese tipo de papelitos lo único que hacen es fastidiar al que no comete dichas faltas, porque el que las comete hace una bola de papel y lo tira a la papelera. Mientras no haya a quien acusar con el dedo, que para eso hacen falta las pruebas que mencionas, ni se molestarán.

Dara Scully dijo...

Qué feliz soy de vivir en una casa con muros de medio metro de anchos.



(miau para
ti y para Mascota)

Yo dijo...

Donde yo vivo hay perros y te puedo asegurar que si fuera por ellos odiaría los perros. Sin ir mas lejos mi vecina de arriba dejaba al perro todo el día solo en el balcón, no lo sacaba al pobre y que hacía el perro? Orinarse en el balcón y claro el líquido caía en mi toldo, mis plantas. No veas que olores, era insoportable! Y la de más arriba, no se le ocurría mejor cosa que cepillar a su perro y lanzar los pelos por el balcón. Una vez creí y todo que nevaba, si nevaba, pero pelos de perro.
La de arriba se mudó y el otro se murió. Siento lo que voy a decir, pero QUE ALIVIO!!!!

YoMisma dijo...

No me ofendo Yo yo también quiero que se muera el perro del vecino, aunque la culpa la tiene el dueño, evidentemente, sería mucho más fácil que evitar que se siga haciendo pis en todas las columnas que se encuentra.

Es como si se consideraran con todos los derechos del mundo, no se preocupan de si molestan y si las cacas o lo que sea lo tiene que limpiar el portero, pues nada, será que es sinónimo de esclavo y no me acabo de enterar...

Saludines,
YoMisma

si, bwana dijo...

La sacudida de alfombras sobre mis ventanas y el continuo arrastre de muebles encima de mi techo, es la única queja que tengo de mis adorables vecinos.

S. dijo...

Es alucinante...a mi me dijeron el otro día..."no me gusta la cara de tu perro"y yo le contesté:ni a mi la tuya.
El patio está lleno de niños que a las tres de la tarde sus padres los dejan ahí dando por cul y tirando guarrerías como caramelos y otras chuches,pero claro,eso no molesta,molesta la cara de mi perro.

Chelo dijo...

Como ya escribí en su día en Im-perfectas, los vecinos son como los suegros, no los eliges tu, te vienen puetos, en este caso, con la casa... paciencia amiga...

JB dijo...

Jo, alguna vez alguien me ha echao agua encima mientras regaba las plantas del balcón, pero si me tiran pelos y migas, como que me mosquearía... :P

Yandros dijo...

Vuelvo a comentar para indicarle a Yo que estará de acuerdo conmigo en que la culpa de que se mee el perro en el balcón es del hijo de puta que lo tiene encerrado en ese espacio tan pequeño. La culpa de que los pelos salgan volando por el balcón es del guarro que lanza los pelos por el balcón, que es un ser humano y no un perro.
Y con esa aclaración es evidente que lo lógico es odiar al ser humano y no al perro. Lo lógico es desear que se muera el cabrón que tiene martirizado al pobre animal restringiéndole su libertad.
Pero claro, lo fácil es al revés.
Un saludo

Juyou dijo...

pero no es justo que a uno le duela mas que a otro
;)

Tanais dijo...

Es que joder, hay cosas básicas!

M. dijo...

Pues mi comunidad aún es muy jovencita y no hemos tenido problemas de ese tipo, pero en la de mi madre - la gran señora M. - ha habido problemas de todo tipo, hasta han encontrado condones, sí, usados, en el patio común... aún no he podido entenderlo por mucho que lo he intentado.

Y con respecto a las mascotas, soy de la opinión que con civismo y consideración, todos podemos convivir, ¿por qué no??.

Ahora bien, creo que nadie tiene lo que tengo yo: cerca del verano, esas tardes que invitan a siesta... cuatro de la tarde... y el niño que se coloca frente a casa ¡¡a tocar la caja!! ni que estuviera en un tablao flamento... y mientras su madre descansando del niño en casa, mientras todos estamos soportándolo...

Si se empieza no se acaba!!

Chaoo!!

PD: estamos reivindicativos, eso está bien. jeje.

Casteee dijo...

Joder que poquita consideración con lo demás si es una verguenza que personas adultas y no sepan comportase y encima los peores irán por la vida de Dones y Doñas...., muy fuerte!

Besitos guapa

Scarleth dijo...

jajaja linda comunidad!

dintel dijo...

Huy, cuando empieces a recorrer por diferentes alquileres y diferentes vecinos verás lo que es la jungla.

Otoño dijo...

Es que hay gente que es una cerda y siempre pagamos los que tenemos animales.