Guerra

Han pasado ya muchos años desde que nos levantamos en armas contra nuestros vecinos, hace ya mucho que el rencor del día a día no se pudo ocultar más y nos lanzamos contra ellos con todo lo que teníamos, no fue en si una lucha organizada, nadie tenía previsto que terminaríamos así, al menos no al principio, pero una cosa llevó a otra y en cuestión de meses dividimos nuestra amada nación.

Perdimos un montón en la lucha, nuestras calles no volvieron a albergar alegría hasta mucho después y nuestra historia de prosperidad hasta ese día se vio truncada por nuestra guerra civil.

Hoy al fin desde la perspectiva hemos alcanzado la madurez para apechugar con nuestros errores, para escuchar las razones de la otra parte sobre lo que pasó, para entender que no era el nuestro el único dolor que existió en esa guerra sin sentido.

Hoy al final todos nuestros sentimientos de rencor se han perdido y nuestros seres queridos de ambos bandos han sido llorados con orgullo y sin vacilación.

Todo se podría haber solucionado sin llegar a las manos, si hubiéramos creído firmemente que nuestros vecinos no querían hacernos ese mal que les atribuíamos.

Ya es tarde, ahora nuestras relaciones son otra vez cordiales, nuestros acuerdos comerciales prosperan y confiamos, más de lo que pudimos confiar antes del enfrentamiento, parece que incluso hemos ganado, que hemos salido fortalecidos, pero no es así, al menos no desde todos los lados, ahora somos dos naciones vecinas y separadas, se perdió nuestra gran nación, solo somos amigos.

La madurez necesaria para arrepentirnos de nuestros errores, de reconocer que en aquel momento éramos demasiado jóvenes para sopesar las consecuencias de aquella pasión desmedida que nos lanzó contra nuestros vecinos.

Nadie debería utilizar el amor como argumento para una batalla.

Saludines,
YoMisma

5 comentarios:

Kobal dijo...

Las relaciones vecinales son un campo minado y cuando todo aprece en paz , la mas minima tonteria hace que salte por los aires.

Winnie0 dijo...

Si puedo lo digo y lo grito: no a cualquier guerra....No tajante. Un beso

Inagotable dijo...

Utilizar el amor como excusa para disculparse por lo acontecido es hipócrita. No se hace una "guerra" con el amor como bandera, es contradictorio.

enrojecerse dijo...

además, el amor no puede traer batallas. nunca, el amor solo puede traer buenos momentos.

¿no?
:)

Jose dijo...

Hay veces que se crean conflictos de lo mas tonto, que duran años... y luego se arreglan sin recordar muy bien porque.

Se de un par de casos de mis abuelos, en el pueblo y siendo familia, que no se hablaban por cosas que nosotros no dariamos importancia.

Y luego, con el tiempo, todo se arreglo.